Fallece una mujer atropellada en Loeches cuando paseaba a su perro

Fallece una mujer atropellada en Loeches cuando paseaba a su perro Destacado

En la noche de ayer, alrededor de las 21:30 horas, fallecía una mujer de 50 años en la localidad de Loeches tras ser atropellada por un vehículo cuando paseaba su perro en la Avenida de la Constitución.

Hasta el lugar acudió una UVI del Summa, cuyos efectivos realizaron maniobras de reanimación cardiopulmonar a la herida que presentaba diversos traumatismos graves, uno de ellos, el más grave craneoencefálico de carácter "muy severo", según el portavoz de Emergencias del 112.

Tras los esfuerzos de los médicos y una hora de maniobras de reanimación, los efectivos no han podido revertir la parada cardiorrespitaroria, por lo que solo han podido certificar la muerte.

La Policía Local de Loeches se ha hecho cargo de la investigación para resolver las causas del atropello.

Sobre el autor

Webmaster @SucesosHenares

Obtengo la mejor información diaria para mantener informados a todos los vecinos del Corredor del Henares.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • El hombre fallecido el pasado domingo en Torres de la Alameda se atestó múltiples cuchilladas en su cuerpo

    El consumo de drogas llevo a Jesús V.C., Chechu para sus amigos, a tener un comportamiento agresivo con la persona que secuestró y con las personas que encontraba en su camino, un camino que le llevó a la muerte.

    Las causas del fallecimiento de Chechu, vecino de Alcalá de Henares, podrían ser los múltiples cortes y cuchillazos que se realizó durante su huída y su enfrentamiento con la policía, cuchillazos que se realizó por todo su cuerpo, penetrándose incluso en el abdomen, lo que le pudo ocasionar lesiones muy graves en órganos vitales y su posterior pérdida de abundante sangre, que le ocasionaron finalmente la muerte.

    El concejal de Seguridad Ciudadana de Torres de la Alameda, Vicente Barón, ha indicado que el presunto atracador fallecido el pasado domingo en su municipio tras una intervención de la Policía Local "estaba bajo los efectos de las drogas" y "su agresividad iba en aumento" según pasaban los minutos.

    El edil considera que los agentes "han hecho lo que debían hacer" y "han estado bastante acertados en su actuación", y añade que "había mucha gente alrededor, incluyendo niños, y no podían dejarle salir de ese perímetro donde le tenían acorralado por el peligro que conllevaba".

    El varón, de 28 años de edad, fue trasladado en estado crítico tras la intervención policial y después de ser atendido en el lugar de los hechos por efectivos de emergencias, al Hospital de Torrejón, donde falleció, según informaron fuentes del SUMMA 112.

    Presentaba varias heridas de arma blanca que el mismo se propinó y un disparo de arma de fuego en una pierna, si bien esta última herida, según los servicios de emergencias, no presentaba "riesgo vital".

    El concejal de Seguridad Ciudadana de Torres de la Alameda señaló que los agentes de la Policía Local "le llamaron la atención para que desistiera, tirara el arma y se tumbara hasta en múltiples ocasiones".

    Según el informe de la Policía Local, el fallecido, armado con un cuchillo "de grandes dimensiones", tomó como rehén a la cajera de un bazar de la localidad, con la que se dirigió a una gasolinera de Torres de la Alameda, con la intención de robar.

    El Informe de la Policía Local de Torres de la Alameda deja muy claro el peligro que podría haber conllevado no reducir al presunto atracador, si hubiese conseguido huir del parque.

    policia_torres_2.jpg

    La Policía narraba que "en la mañana del pasado domingo, esta policía recibió un aviso de que en un comercio del polígono se estaba produciendo el secuestro de la regente del negocio, utilizando un arma blanca de grandes dimensiones.

    Personados en el lugar los policías actuantes, son informados de que el autor de los hechos ha huído en coche hacia la gasolinera llevando consigo a la propietaria del comercio contra su voluntad.

    Entra en la gasolinera, cuchillo en mano, donde mantiene un forcejeo con algunos clientes saliendo del lugar en dirección hacia su coche, ya sin su rehén.

    Es justo en ese momento cuando llega la Policía, intentando cerrar el paso de vehículo para evitar su huida, no consiguiendo tal objetivo y comenzando una persecución por el interior del casco urbano, en la que el perseguido realiza maniobras evasivas que ponen en grave riesgo al resto de vehículos que circulan por la vía, peatones e incluso al patrulla que le persigue, llegando a lanzar objetos desde el interior.

    La persecución finaliza cuando el autor de los hechos entra en el parque del cementerio en el cual se encuentran niños jugando en ese momento, y se empotra contra la valla perimetral que rodea el recinto.

    Es ahí cuando se apea del coche y comienza a proferir insultos a los actuantes realizándose diversos cortes en su propio cuerpo.

    Los Agentes conminan a esta persona a que deponga su actitud y se tire al suelo en repetidas ocasiones, haciendo este caso omiso a tales requerimientos, mientras que no deja de esgrimir el cuchillo y realizar arranques espontáneos intimidatorios contra los agentes en varias ocasiones.

    En un momento dado, se introduce en el coche y da marcha atrás con la intención de atropellar a un policía que se encuentra en la parte trasera del coche, motivo por el cual los agentes hacen uso de su arma reglamentaria realizando varios disparos a las ruedas evitando así la comisión del hecho que pretendía el agresor.

    Seguidamente sale aceleradamente del vehículo, manteniendo aun el cuchillo en la mano y portando una piedra de gran tamaño en la otra, arremetiendo en varias ocasiones contra los agentes, teniendo estos que esquivar sus ataques, hasta que en un momento determinado se lanza contra uno de los policías gritando "Te voy a matar, te voy a matar" con la clara intención de apuñalarle, viéndose obligado a realizar un disparo en una parte no vital de su cuerpo para evitar la inminente agresión.

    Una vez se produjo el disparo y sin que esta persona soltara el cuchillo en ningún momento, es reducido por los actuantes aprovechando esta circunstancia para intentar clavar el cuchillo a uno de los agentes mientras era engrilletado.

    Una vez desarmado y asegurado, llega al lugar una patrulla de Guardia Civil y entre los presentes se procede a realizar maniobras de primeros auxilios, taponando las heridas que presenta para evitar la pérdida de sangre hasta la llegada de los servicios sanitarios instantes después.

    Ya en manos de los sanitarios, esta persona entra en parada cardiorrespiratoria hasta en dos ocasiones, consiguiendo que recupere el pulso ambas veces, siendo trasladado al Hospital de Torrejón de Ardoz donde finalmente falleció".

    El edil de Seguridad Ciudadana de Torres de la Alameda señalaba que, tras intentar los agentes que desistiera, el fallecido "avanzó bastantes metros hacia ellos e intentó agredir con el cuchillo a uno de los policías", momento en el que uno de los agentes le disparó en una pierna "para intentar reducirle".

    "Hasta que no sepamos los resultados de la autopsia, desconocemos qué tipo de drogas ha combinado, o qué droga pudo causarle tanta violencia y tanto aumento de la agresividad", señala el concejal.

  • Detenido por atropellar ebrio y drogado a dos trabajadores de una gasolinera en la carretera de Mejorada a Vicalvaro

    Agentes de la Guardia Civil han detenido a un conductor que circulaba ebrio en el día de ayer tras atropellar a dos empleados de una gasolinera que se encontraban junto a una isleta del kilómetro 3,5 de la M-203.

    Los heridos de unos 30 años presentaban heridas de gravedad. Uno de los jóvenes presenta posible traumatismo pélvico, fracturas cerradas múltiples en ambas piernas, fracturas cerradas múltiples en el brazo izquierdo y traumatismo craneoencefálico moderado. Fue trasladado al Hospital de La Paz en estado grave por el SAMUR.

    atropello_m203.jpg

    El otro joven tiene traumatismo torácico, fracturas en las piernas y también traumatismo craneoencefálico moderado. Los efectivos del SAMUR lo trasladaron al Hospital Gregorio Marañon.

    El conductor, además de presentar tasas no permitidas de alcohol también dio positivo en el test de droga, fue detenido por la Guardia Civil.

  • Un vehículo se da a la fuga tras atropellar a un motorista que fallece tras el impacto

    Un motorista de 21 años ha fallecido hoy viernes en la calle Alcalá de Madrid, tras desestabilizarse, caer al suelo y ser golpeado por un vehículo cuyo conductor se ha dado a la fuga.

    El accidente ha tenido lugar pasadas las 15.30 horas, cuando el motorista, que circulaba dirección Ventas, al parecer, según investiga la Policía Municipal de Madrid, ha hecho una maniobra, se ha desestabilizado y caído a la calzada.

    En ese momento, un coche que circulaba dirección Manuel Becerra le ha golpeado y se ha dado a la fuga, quedándose el motorista tendido en la mitad del asfalto en parada cardiorrespiratoria y con varios traumatismos, el más grave, uno craneoencefálico, además de un torácico y uno abdominal, entre otros.

    Los primeros en atenderle han sido dos miembros de una Unidad Básica del SUMMA que pasaban por el lugar y que han sido solicitados por los testigos. Ambos han realizado las primeras maniobras de reanimación hasta que han llegado los efectivos del Samur-Protección Civil, que han continuado con las mismas durante 40 minutos sin éxito y sólo han podido confirmar el fallecimiento. Un psicólogo del Samur ha atendido a un conductor testigo de lo ocurrido que se encontraba muy nervioso y con una crisis de ansiedad.

    El equipo de psicólogos del Samur se dirigió al domicilio de la víctima junto con un coche patrulla de la Policía Municipal para comunicar a la familia lo sucedido.

    Se trata del segundo motorista fallecido este viernes en la capital, ya que esta mañana, un hombre de 59 años ha perdido la vida tras sufrir una parada cardiorrespiratoria al impactar contra una furgoneta en la confluencia de las calles Modesto Lafuente y Cristóbal Bordiú, en el distrito de Chamberí.