La biblioteca de Morata estrena un nuevo sistema que permitirá devolver libros las 24 horas

La biblioteca de Morata estrena un nuevo sistema que permitirá devolver libros las 24 horas

Morata de Tajuña ha invertido 50.000 euros en el centro desde el año 2017, el nuevo sistema de gestión supone una modernización del
proceso de préstamos y custodia de los fondos de la Biblioteca.

Los más de 3.000 socios de la Biblioteca Municipal de Morata de Tajuña pueden ya devolver sus préstamos de libros las 24 horas del día durante todo el año. Gracias a una inversión de 19.000 euros, el Ayuntamiento ha implantado un nuevo sistema de gestión de la colección por radiofrecuencia y un buzón de entregas colocado en el exterior del centro.

El alcalde de Morata, Ángel Sánchez, y el concejal de Cultura, David Loriente, han presentado el nuevo sistema de gestión de la Biblioteca Municipal. Durante su visita, han podido comprobar de primera mano el funcionamiento del nuevo sistema de radiofrecuencia con el que se controlarán los 16.000 ejemplares de la colección y se agilizará la localización de los libros dentro de la sala, de los que sólo durante el pasado año se realizaron más de 4.300 préstamos.

Esta nueva gestión bibliotecaria incluye también un sistema anti-hurto que evitará las pérdidas de libros, así como un puesto de auto-préstamo que comenzará a funcionar una vez se haya catalogado toda la colección.

“Gracias a este sistema se va a poder gestionar más ágilmente, tanto para el bibliotecario como para los usuarios, los préstamos de libros, pero además nos preparamos para que todos los materiales de nuestra biblioteca se incluyan, después del verano, en el Catálogo Único de la Comunidad de Madrid”, ha explicado el concejal de Cultura, David Loriente.

Con la instalación del buzón exterior en la Casa de la Cultura Francisco González, los usuarios de la Biblioteca pueden devolver los materiales fuera del horario del centro. “Ya no hay excusa para devolver los libros”, ha dicho el alcalde, convencido de que serán muchos más quienes “se acerquen así a la Cultura sin limitaciones de horarios”.

Durante su visita, Sánchez ha recordado la “importante apuesta” por la Biblioteca que ha hecho el Equipo de Gobierno ya que, en su opinión, “llevaba años sin invertirse un solo euro en este servicio”. A esta última inversión, se le suman los cerca de 30.000 euros destinados desde 2017 en mejoras como la sustitución del antiguo sistema de climatización, la instalación de una mampara divisoria entre las secciones, la renovación del mobiliario o equipos informáticos.

Sobre el autor

Webmaster @SucesosHenares

Obtengo la mejor información diaria para mantener informados a todos los vecinos del Corredor del Henares.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Morata de Tajuña recrea este Jueves Santo su pasión de película

    La Pasión de Jesús de Morata celebra su 33º edición co n el lanzamiento de una versión cinematográfica. 15.000 visitantes acuden cada año a esta representación catalogada de Interés Turístico Regional y que cuenta con la bendición del papa Juan Pablo II.

    11 escenarios, más de 500 actores, técnicos de luces, montadores, realizadores y hasta seguridad. Parece u na producción cinematográfica, pero es la Pasión de Jesús de Morata de Tajuña, que este Jueves Santo llega con su XXXIII edición,
    coincidiendo con el estreno de su versión cinematográfica.

    Declarada de Interés Turístico Regional en el año 2001, la Pas ión de Jesús de Morata es la única en el mundo que cuenta con la bendición apostólica, que, otorgada por Juan Pablo II hace 21 años , asegura la bendición a todos aquellos que participan en ella y que la contemplan.

    Pero, además, la de Morata es la primera pasión viviente cinematográfica. Una producción que ahora se puede ver desde otros puntos de vista y comprobar mejor el trabajo de los actores o la calidad del vestuario, compuestos por cientos de trajes de época, gracias a la película grabad en la pa sada edición y que se podrá adquirir el jueves.

    Pero la Pasión de Morata es mucho más, una pasión con una Banda Sonora propia, pero también con repostería, y es que, en los obradores locales, además de las famosas palmeritas, durante estos días se elaboran los “pasioncitos y las tentaciones”, dos dulces que, como su propio nombre indica, son una de las tentaciones que quien visite Morata no tiene que dejar de probar.

    Las cerca de 15.000 personas que acudan a Morata de Tajuña este Jueves Santo podrán disfrutar además del resto de actividades que se organizan en torno a la Pasión. Desde por la mañana, habrá un mercado hebreo, rutas guiadas por los monumentos más emblemáticos del municipio, tres conciertos de música o visitas a los museos de la Batalla del Jarama y el de la Molinería.

    pasion182.jpg

     

  • Una nueva ruta para descubrir la “despensa de Madrid” en Morata de Tajuña

    A través de cerca de 8,5 kilómetros el visitante puedes descubrir la fértil vega morateña y su patrimonio natural, industrial e histórico. Descubrir el origen de la antigua Huerta de Madrid es la última propuesta de las nuevas rutas senderistas de Morata de Tajuña.

    Cerca de 8 kilómetros y medio para descubrir la extensa y fértil vega morateña y su patrimonio natural, industrial e histórico.
    A través de la nueva ruta ‘Vía de la Vega’, quienes se acerquen hasta el municipio conocerán uno de los parajes más característicos e importantes históricamente de Morata: su vega.

    Más de una veintena de señales e indicaciones guiarán al visitante por esta ruta cuasi circular, que se puede realizar desde la zona este, por la salida a la Vía Verde del Tajuña en dirección a Perales de Tajuña, o bien desde la zona sur de la localidad, junto a la carretera M-315 con dirección a Valdelaguna.

    Un recorrido a lo largo de lo que fue la “despensa de Madrid” a través de paisajes de ribera y cantiles yesíferos en los que abundan los cultivos de ajos, de los que se extraen cada año entre tres y cuatro millones y que convierten a Morata en uno de los municipios con mayor producción de la Comunidad de Madrid y del centro peninsular; o largas hileras de olivares, que producen el 25% de las aceitunas para aceite de la región.

    Cultivos de secano que se aglutinan en torno a huertas y frutales surcados por acequias y presas de origen morisco, en lo que se constituye como una de las mayores intervenciones humanas de la ribera del Tajuña y cuyo uso ha llegado hasta nuestros días.

    A lo largo del recorrido, el visitante podrá también descubrir alguno de los edificios más emblemáticos de la vega, como el Museo de la Molinería ubicado en el Molino de la Huerta de Angulo, del siglo XVIII, el único que se conserva en funcionamiento en la Comunidad de Madrid y que está abierto al público todos los fines de semana y festivos.

    Otro ejemplo de pasado industrial de Morata de Tajuña asociado a la utilización de las aguas del Tajuña es el complejo industrial de la Isla Taray, hoy convertido en una residencia de mayores. Desde sus orígenes como a Real Fábrica de Tejidos e Hilados hasta su presente, el inmueble ha albergado también una fábrica de papel, del que salía el papel para los periódicos madrileños de mitad del siglo XIX; pasando por la producción de electricidad en los albores del siglo XX. Y siempre bajo la atenta mirada Morata de de un majestuoso plátano de 180 años incluido en el Catálogo de Árboles Singulares de la Comunidad de Madrid.

    La Casa de la Magdalena, que fue una ermita hasta finales del siglo XVIII y que hoy es una casa de labor, o el Palomar de La Estacá, ambos ejemplos de la arquitectura tradicional, completan un recorrido el que también se podrán observar topos, zorros, erizos, tejones, abejarucos, estorninos o salamanquesas.

    La nueva señalización se añade a la ruta de Los Secretos de la Vía Verde que recorre otras zonas de la vega morateña y supone una opción más para aquellos visitantes que llegan a Morata atraídos por la oferta gastronómica y cultural del municipio.

  • 82 años de la Batalla del Jarama en Morata de Tajuña

    Conferencias, recreaciones y rutas sirven para conocer mejor esta parte de la Historia reciente de España. Durante toda la primavera, habrá visitas a los distintos escenarios de la batalla.

    El 6 de febrero de 1937 empezaba una de las batallas más cruentas de la Guerra Civil Española, la Batalla del Jarama. Un episodio bélico que, desde hace nueve años, se rememora a través de unas jornadas para conocer mejor qué pasó en aquellos días a través de una conferencia, una ruta guiada o las recreaciones de los combates y de la vida en el frente.

    Será este fin de semana cuando Morata de Tajuña retroceda 82 años para convertirse en un pueblo enclavado en pleno frente de la considerada como la primera batalla Moderna de la Historia. Las jornadas comenzarán el viernes con una conferencia sobre la contienda y la presentación de la traducción del libro ’15 Brigada Internacional’.

    Además, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, se pondrá en valor el papel de las corresponsales de guerra, parlamentarias o intelectuales británicas que cubrieron la contienda y de las que se recoge sus artículos y reflexiones en la obra ‘La Mirada Femenina, Prensa Británica y Guerra Civil en España’.

    Pero será el sábado cuando los soldados de ambos bandos vuelvan a tomar el pueblo. Desde las 12 de la mañana, la plaza Mayor será el escenario de las arengas políticas, las formaciones militares y hasta una misa de campaña que el cerca de centenar de figurantes de distintas asociaciones de recreaciones históricas escenificarán.

    Aquellos que visiten Morata podrán descubrir también cómo era un puesto de mando, un hospital de campaña o una muestra del armamento que utilizaban ambos bandos.

    Ya por la tarde, el estruendo de las balas y los cañones retumbarán en el paraje de los Barranquillos. Allí, las distintas asociaciones de recreación, entre ellas una llegada de Polonia, recrearán alguno de los episodios de la batalla.

    Tampoco faltará en esta edición la ruta por los escenarios de la Batalla del Jarama. Con las inscripciones agotadas desde hace semanas, los visitantes descubrirán cómo fue la lucha en los olivares, un sector clave de los enfrentamientos en el que es posible ver aún los restos de las fortificaciones de ambos bandos.

    Las IX Jornadas de la Batalla del Jarama son la carta de presentación de un programa de rutas guiadas por los escenarios de la contienda que el Ayuntamiento de Morata ha organizado para esta primavera.