La Policía Local de Torrejón evita la ocupación de  viviendas por integrantes de mafias dedicadas a traficar con pisos

La Policía Local de Torrejón evita la ocupación de viviendas por integrantes de mafias dedicadas a traficar con pisos Destacado

La colaboración vecinal junto con la rápida y eficaz respuesta por parte de la Policía Local ha permitido evitar la usurpación de varias viviendas. Entre los detenidos se encuentran una mujer sobre la que constaba una orden de búsqueda, detención e ingreso inmediato en prisión y un individuo que quería usurpar una vivienda de una empresa pública para hacer negocio con ella.

Asimismo, los efectivos policiales también detuvieron a otra persona que intentaba acceder a una vivienda por una de sus ventanas e interceptó a otros dos que pretendían entrar en otro inmueble forzando su puerta.

La Policía Local de Torrejón evita la ocupación de varias viviendas por presuntos integrantes de mafias dedicadas a traficar con pisos. Así, los agentes han detenido a cinco personas que pretendían ocupar viviendas, entre los que se encuentran una mujer sobre la que constaba una orden de búsqueda, detención e ingreso inmediato en prisión y un individuo que quería usurpar una vivienda de una empresa pública para hacer negocio con ella.

Asimismo, los efectivos policiales también detuvieron a otra persona que intentaba acceder a una vivienda por una de sus ventanas e interceptó a otros dos que pretendían entrar en otro inmueble forzando su puerta.

Sobre el autor

Webmaster @SucesosHenares

Obtengo la mejor información diaria para mantener informados a todos los vecinos del Corredor del Henares.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Detenidos 36 miembros de un clan e incautan más de cuatro toneladas de hachís

    En los 18 registros practicados, los agentes han intervenido además 19 vehículos, nueve embarcaciones, dos armas y dinero en efectivo

    La Guardia Civil y la Policía Nacional, en el marco de la operación caniche/rubio, ha desmantelado una de las organizaciones delictivas más activas que actuaba en el Campo de Gibraltar dedicada al tráfico de hachís desde Marruecos a las costas de Andalucía, para su distribución por Europa, deteniendo a sus 36 integrantes pertenecientes a un clan conocido como los pantojas.

    Se ha procedido a 18 entradas y registros en la comarca del Campo de Gibraltar donde se ha intervenido 4.300 kilogramos de hachís, 19 vehículos, 9 embarcaciones semirrígidas, de recreo, pesquera y motos acuáticas, numeroso material electrónico, de telefonía y náutico, un subfusil y un arma corta y dinero en efectivo.

    hachis_2.jpg

    Fruto de esta investigación, los agentes pudieron constatar que a la cabeza del grupo se encontraba un conocido por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado apodado el Pantoja. Esta persona vinculada con el narcotráfico desde su juventud, habría ido escalando puestos y llegado a ser hombre de confianza del narcotraficante huido de la Justicia apodado “EL MESSI”, para el que realizaba labores seguridad y logística.

    La organización funcionaba a modo de cooperativa y no dudaban en ejercer la violencia para escapar de la acción policial. El “Clan” estaba conformado por varios grupos que interactúan para llevar a cabo los alijos. Por debajo del cabeza de la organización, su lugarteniente, supervisa bajo la dirección del primero las labores tanto de tierra como por agua.

    A cargo de las labores de tierra, se encontraba otro responsable que entre otras labores se encargaba de las collas (cuadrillas de porteadores), conductores y vehículos usados para el transporte, puntos (los encargados de la seguridad), así como la custodia de la droga en las guarderías.

    Respecto a las labores de agua (embarcaciones, de la logística necesaria, de las tripulaciones y de la seguridad), directamente se encargaba el lugarteniente del Pantoja, apoyado por dos hermanos. Para esto último, establecían con embarcaciones puntos en el mar y así poder controlar las embarcaciones policiales.

    La organización tenía dos maneras de introducir el hachís en la costa, de día y de noche. En las horas diurnas realizaban los alijos en embarcaciones de recreo y aprovechaban los fines de semana, cuando hay más trasiego de estas embarcaciones, para alijar usando el transbordo con embarcaciones semirrígidas. En cada alijo introducían sobre media tonelada de droga. En horas nocturnas, preferiblemente de madrugada, introducían la droga en potentes embarcaciones semirrígidas, conocidas como gomas, éstas suelen llevar de 1 a 3 toneladas de hachís.

  • Torrejón de Ardoz facilita a los comercios de la ciudad vinilos de señalización

    Torrejón de Ardoz facilita a los comercios de la ciudad vinilos de señalización para el cumplimiento de la distancia de seguridad con los clientes. Hasta el momento, más de 500 establecimientos ya cuentan con este tipo de señalización.

    El alcalde, Ignacio Vázquez, la concejala de Empleo y Contratación, Ainhoa García, el presidente de la asociación de empresarios torrejonera UNICEM, David Mato, y la representante de la Asociación de Comerciantes de la Zona Centro, Galia Martín, visitaron la galería comercial Plaza Mayor donde se han entregado estos vinilos de señalización a sus comerciantes.

    Con el objetivo de mejorar las medidas de protección entre los comerciantes de la ciudad, el Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz está distribuyendo vinilos de señalización que se instalan en el suelo con el objetivo de que se respete la distancia de seguridad con los clientes. Esta iniciativa se suma a otras entregas de material de protección anteriormente realizadas.

    El Ayuntamiento está facilitando a los comercios viniños de señalización que se adhieren al suelo para informar al cliente de la distancia de seguridad que debe mantener para no favorecer el contagio del coronavirus al acceder a los establecimientos.

    Hasta el momento más de 500 establecimientos ya cuentan con este tipo de señalización y según valoró el alcalde, Ignacio Vázquez, “el objetivo es que todos los comercios cuenten con ello, porque todo lo que sea dotar al comercio de material de protección servirá para que evitemos contagios y consigamos vencer lo antes posible al coronavirus e incorporarnos a la nueva normalidad”.

  • Detenidas 8 personas que transportaban hachís y marihuana en cajas de ajos

    Hay ocho personas detenidas y se han incautado 175 kilos de hachís y 61 de marihuana, entre otros efectos. La Guardia Civil, en el marco de la operación Garlicor ha desarticulado una organización delictiva dedicada al transporte terrestre de grandes cantidades de hachís desde Córdoba hasta Holanda. Hay ocho personas detenidas, de nacionalidad española y marroquí, y se han incautado 175 kilos de hachís y 61 de marihuana. La droga era transportada desde Córdoba hasta Holanda camuflada en el interior de cajas de ajos.

    Las investigaciones se iniciaron el pasado mes de junio de 2019, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de dos aprehensiones de droga por parte de las autoridades holandesas, de aproximadamente 2.800 kilogramos de hachís y 157 de marihuana.

    Investigaciones posteriores permitieron averiguar que una organización delictiva que pudiera estar relacionada con estos envíos, estaba tratando de alquilar naves en polígonos industriales de Córdoba, con el objetivo de utilizarlas para ocultar la droga hasta que procediesen a su distribución.

    Investigaciones posteriores permitieron determinar que detrás de estos envíos se encontraba una organización delictiva perfectamente estructurada, compuesta por ocho personas con roles definidos dentro de la organización, que iba desde el alquiler de naves a la búsqueda de clientes para la venta de la droga, cuyo líder era un ciudadano magrebí con nacionalidad holandesa.

    El avance de la investigación permitió averiguar que la organización tenía alquiladas dos naves en dos polígonos industriales de Córdoba y determinar el modus operandi utilizado por la organización.

    El “modus operandi” utilizado por la organización consistía en el almacenaje, manipulación, ocultación y preparación para su envío de grandes cantidades de hachís y marihuana que camuflaban en cajas de ajos.

    Tras ubicar las naves donde se estaba ocultando la droga, en dos polígonos industriales de Córdoba, se procedió a la inspección de las mismas, localizando en su interior más de 175 kilogramos de hachís y 61 kilogramos de marihuana que fueron intervenidos y a dos miembros de la organización encargados de custodiar, ocultar y preparar para su envío la droga en cajas de ajos, que fueron detenidos.

    Posteriormente, se procedió al registro de dos domicilios del municipio malagueño de Benalmádena, donde se han intervenido 3.000 € posiblemente producto de la venta de la droga. Asimismo durante el desarrollo de la operación también se han intervenido otros 1.970 € en billetes fraccionados y 3 vehículos.